Punto MX, viva México cabr**es!!!

Pocas formas más auténticas se me ocurren para comenzar este post que parafraseando al grupo mexicano Molotov. Y pocas veces un local recién abierto acapara tantas valoraciones positivas, máxime cuando no ha venido precedido de una campaña de marketing y comunicación bestial. Sólo me viene a la mente Lakasa del gran César Martín.

La propuesta es simple y clara: cocina mexicana con base tradicional pasada por un leve tamiz de vanguardia y adaptando los sabores al gusto local.

El local está dividido en dos espacios. En el superior, una barra donde tomar cócteles, cervezas y una pequeña selección de platillos. Abajo, el restaurante propiamente dicho, con una docena de mesas y un reservado con mesa corrida que tiene muy buena pinta para una celebración con amigos.

Uno de los puntos fuertes de Punto MX es el servicio, amable, servicial, simpático y muy atento. Con una sonrisa siempre en la cara y, a pesar de mostrarse siempre cercano, jamás incomoda, sino todo lo contrario. El único punto negativo tuvimos en el servicio del vino, que en ocasiones se demoró más de lo deseable, estando varias veces con las copas vacías.

Carta de vinos breve (que no corta) y muy bien tirada. Se nota la mano de Alberto Fernández en su confección, pues presenta una selección muy variada y con referencias muy bien escogidas. Nos decantamos por el riesling básico de Dr. Loosen que nunca falla.

Muy interesante también la selección de cervezas y cócteles, muy apropiados para este tipo de cocina y tan poco usual por estos lares. 

LA PLANCHA DE LAS TORTILLAS. Se hacen artesanalmente en el propio restaurante con maíz, cal y agua. Merece la pena acercarse para probar una recién hecha con el único añadido de unos cristales de sal. Impresionante el sabor a maíz tostado.

MARGARITA SANGUINA. Versión del clásico cóctel que sustituye el zumo de limón por el de naranja sanguina. Muy bueno.

MEZCALINHA. En este caso se trata de una base de caipirinha en la que se emplea mezcal en vez de cachaça y se añade un toque de jengibre. Personalmente me gustaría más si éste estuviera menos presente.

LA MESA DEL GUACAMOLE. Se prepara delante del comensal en el clásico molcajete, aliñándolo al gusto del cliente con cilantro, cebolleta, chile, zumo de lima, sal y aceite de aguacate. Muy buen detalle el de, una vez elaborado, darlo a probar para poder rectificar de sazonamiento. 

TOTOPOS. Para dipear con el guacamole. Buenísimos, para comerlos solos.

GUACAMOLE. Notable preparación pero que, a tenor del nivel del resto de la comida, queda sensiblemente ensombrecida.

QUESADILLAS DE HUITLACOCHE CON EPAZOTE EN TORTILLA DE MAÍZ MORADO. SALSA DE TOMATILLO VERDE Y CHILE DE ÁRBOL. Acertada combinación entre el hongo y el queso del relleno de la tortilla, sabores profundos contrarrestados con el frescor de la lechuga y la salsa. 

PANUCHOS DE COCHINITA PIBIL. X’NIPEK DE CEBOLLITA MORADA Y CHILE HABANERO. Se nota la buena mano del cocinero en platos como este, cuya base es un guiso clásico, muy bien ejecutado. Cebolla, chile y pasta de alubias negras complementan una fantástica combinación.

TACOS DE CHORIZO VERDE CON AGUACATE, QUESO. SALSA MAJADA DE CHILES TOREADOS. El mejor plato de la cena. Carne macerada con cilantro, especias y hojas verdes y servida en tacos con un trozo de aguacate y queso. Simple y brutal a la par.

ENCHILADAS DE CARNITAS DE PATO. SALSA DE PIPIÁN VERDE. “Pica lo que tiene que picar” nos advierte la camarera al tomarnos la nota. A pesar del punto picante -que no molesta-, la salsa resulta sabrosísima, con notas de cilantro, y con un pato de las carnitas muy jugoso. En este plato eché en falta pan para mojar y mojar.

TUÉTANO A LA BRASA. SALSA MOLCAJETEADA. Viene acompañado de una ensalada de cebolleta y cebollino y unas tortillas, y el juego consiste en montar tacos con el tuétano y la ensalada, y aliñarlo con la salsa y zumo de lima. Pura gula.

ASÍ QUEDÓ EL TUÉTANO…

En conjunto resulta una propuesta atractiva, interactiva, que busca establecer una complicidad con el cliente, su diversión, su implicación, haciendo que éste sea parte del espectáculo interviniendo en el remate los platos (montaje, aliñado…). 

Muy buenas sensaciones, platos que no bajaban del notable y que, en algún caso, llegaron al sobresaliente. Sin duda, a poco que sigan trabajando en la misma línea, se consolidarán como una de las referencias capitalinas.

PUNTO MX

Calle General Pardiñas, 40 b (esq. C/Ayala)

28001 Madrid

Telf: +34 91 402 22 26

Web: http://www.puntomx.es/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s